Análisis 30 Abril, 2018. • Marco Antonio Mares
martes , mayo 22 2018
Home / 3 Análisis Financieros / Análisis 30 Abril, 2018.

Análisis 30 Abril, 2018.

LOS DEBATES PRESIDENCIALES En el primer debate de los candidatos presidenciales, las propuestas presentadas no parecen ser suficientes para solucionar los problemas que atraviesa nuestro país en...

LOS DEBATES PRESIDENCIALES

En el primer debate de los candidatos presidenciales, las propuestas presentadas no parecen ser suficientes para solucionar los problemas que atraviesa nuestro país en materia de seguridad pública, corrupción e impunidad, que fue el tema general de este primer “intercambio de ideas”.

Evidentemente el objetivo de estos encuentros es incidir en la percepción de los votantes, aunque sería mucho más efectiva una estrategia de propuestas concretas que genere confianza en la población.

Más allá de tratar de corroborar que el trabajo de los candidatos como servidores públicos ha sido negativo, sería conveniente concentrar los esfuerzos en resaltar los avances que ha tenido el país y la importancia que tiene fortalecer las reformas estructurales aprobadas, en las que intervinieron prácticamente todos los partidos políticos. Tratar de echar todo esto por la borda y regresar a modelos antiguos solo traería un retroceso que podría culminar en mayor pobreza y fragilidad económica. Se debe entender que la planeación debe partir de una coyuntura en la que el mundo avanza a pasos agigantados en materia tecnológica y la apertura comercial ofrece importantes beneficios para la actividad productiva del país.

De concretarse ideas que atenten contra los avances logrados, para el próximo sexenio estaríamos expuestos a que la confianza de los inversionistas nacionales e internacionales pudiese mermarse y perder interés de invertir en México, con un consecuente impacto negativo tanto en materia de crecimiento como de bienestar de los hogares.

Instrumentar políticas similares a las de hace poco más de 50 años (desarrollo estabilizador), que se caracterizaron por una economía cerrada, una industria protegida con un bajo nivel competitivo, simplemente nos conduciría a serios problemas.

Los temas que se definieron para los siguientes debates representan una enorme oportunidad de plantear propuestas que realmente incidan en la preferencia de los votantes, pero especialmente en el futuro de nuestro país. En el segundo debate se tratarán temas relacionados con “comercio exterior e inversión, seguridad fronteriza y combate al crimen transnacional, así como derechos de los migrantes”. En el tercero se abordarán aspectos sobre pobreza y desigualdad, educación, salud y otros servicios, y política económica y empleo.

Para los siguientes debates esperaríamos ver una estrategia más dirigida a propuestas de largo plazo y menos ataques, descalificaciones y pérdida de tiempo en tratar de desmentir comentarios.

La economía mexicana requiere políticas públicas que estimulen la creación de empleo y el bienestar. Solo considerando datos generales, en los últimos 38 años el Producto Interno Bruto ha crecido a una tasa promedio de solo 2.4% anual. En ese mismo lapso, a pesar de la paulatina recuperación de los últimos años, el poder adquisitivo de los salarios mínimos se ha reducido 63%.

La inversión, que es la principal fuente de crecimiento y generación de empleos, ha sido insuficiente para absorber a toda la población que se integra anualmente al mercado laboral. En los últimos 79 años, solo en una ocasión la inversión total superó el 25% del PIB, cuando se sabe que se requiere al menos el 30% para poder crecer a tasas cercanas a 4% y abrir la posibilidad de una mayor generación de puestos de trabajo de calidad.

Cifras del Fondo Monetario Internacional muestran que en el lapso 1980 – 2017 China creció a una tasa promedio de 9.6% invirtiendo el 39.8% de su PIB, mientras que Singapur creció 6.5% con una inversión de 32.6% y la India invirtió en promedio anual 27.2% para crecer 6.3%. Utilizando la información del INEGI, México solo invirtió el 20% anual para crecer 2.4% en el mismo periodo.

Evidentemente la inversión y el ritmo de crecimiento no han sido suficientes para generar los puestos de trabajo que requiere año con año el país. En los últimos 18 años la población ocupada se ha incrementado en cerca de 800 mil personas anualmente, cuando la necesidad de nuevos puestos de trabajo supera el millón de empleos. Adicionalmente está la precarización del mercado laboral, que se refleja en buena medida en el hecho de que el 62% de la población ocupada tienen ingresos de hasta 3 salarios mínimos y labora sin acceso a las instituciones de salud.

En materia de educación los avances siguen siendo insuficientes, lo que hace indispensable fortalecer la reforma educativa y no pensar en cancelarla. En este entorno, el World Economic Forum (WEF) ubica a México en el lugar 108 en materia de calidad del sistema educativo, de un universo de 137 países. Asimismo, los resultados del examen PISA ubican a los alumnos mexicanos en el nivel dos de los cinco que contempla esta evaluación, en el cual “Los alumnos responden reactivos básicos como los que piden ubicar información directa, realizar inferencias sencillas, identificar lo que significa una parte bien definida de un texto y utilizar algunos conocimientos externos para comprenderla.

En materia de corrupción, impunidad e inseguridad, nuestro país enfrenta una situación sumamente compleja, ya que estos temas se han convertido en los principales factores que pueden limitar el crecimiento económico. Dentro del índice de corrupción que elabora Transparencia Internacional, en el 2017 México se ubicó en el lugar 135 de un total de 180 países, después de que un año antes ocupara la posición 123 de un universo de 176 países.

Asimismo, el WEF coloca a México en el lugar 127 en materia de desvío de recursos públicos y en el 134 en cuanto a crimen organizado. La inseguridad sigue incidiendo negativamente en la confianza de la población, ya que, en el primer trimestre del presente año, según los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana elaborada por el INEGI, el 76.8% de la población mayor de 18 años considera inseguro vivir en su localidad. La cifra negra, que refleja el porcentaje de delitos que no se denuncian por diversos motivos, se ubica en 93.6%.

Es claro que las necesidades del país son muchas y pocas las propuestas serias para solucionarlas. Esperemos que en los siguientes debates la riqueza de ideas sobre políticas públicas supere, por mucho, el ingenio para elaborar agresiones y descalificaciones. México requiere de líderes comprometidos con el objetivo de crecimiento y bienestar.

México 

En la primera mitad de abril, el indicador general de precios al consumidor registró una disminución de 0.35%, de tal manera que la inflación anual mantuvo su tendencia a la baja al ubicarse en 4.69%, que fue su menor nivel desde la segunda quincena de enero de 2017. El descenso quincenal del indicador general de precios respondió a la baja de 1.53% en el subíndice de precios no subyacente, proveniente principalmente de la reducción de 3.26% en el rubro de precios de energéticos, como consecuencia de la reducción de 13.86% en electricidad debido al inicio del programa de tarifas de verano. Aunado a esto, los precios de productos agropecuarios disminuyeron 0.46%. Por su parte, el subíndice de precios subyacente se elevó solo 0.07%. De esta manera, la inflación anual subyacente se ubicó en 3.70% y la no subyacente en 7.67%.

Cifras desestacionalizadas indican que en febrero el indicador global de la actividad económica (IGAE) registró un repunte mensual de 0.7%, después de que iniciara el año con una caída de 0.6%. Este comportamiento le permitió elevar su ritmo de crecimiento anual a 2.3%, porcentaje que superó en 1.2 puntos porcentuales el observado en enero. El repunte mensual del IGAE respondió principalmente al incremento de 0.7% en las actividades terciarias, con lo que en términos anuales crecieron 2.8%. Asimismo, la actividades secundarias repuntaron 0.4% en el mes, con lo que su avance anual fue de 0.7%. Por el contrario, las actividades primarias disminuyeron 0.6%, aunque en términos anuales crecieron 8.8%.

Cifras desestacionalizadas indican que durante febrero las ventas al menudeo mejoraron su comportamiento al reportar un incremento mensual de 1.6%, lo que representó su mayor avance en los últimos 20 meses. Resaltan los resultados de las ventas de artículos de papelería, para el esparcimiento y otros artículos de uso personal, que tuvieron una alza mensual de  9.9% y la de enseres domésticos, computadoras, artículos para la decoración de interiores y artículos usados que crecieron 6.2%. En términos anuales las ventas al menudeo aumentaron 0.9%, su primera variación positiva después de cinco caídas consecutivas.

Los ingresos reales obtenidos por la prestación de los servicios privados no financieros también mejoraron su desempeño durante febrero al reportar un incremento mensual de 0.1%, después de haber tenido caídas durante lo dos meses previos. Este resultado reflejó el aumento en cinco de los nueve segmentos de servicios que integran el indicador general, resaltando los incrementos de 9.6% en el rubro de servicios de esparcimiento, culturales y deportivos, y otros servicios recreativos, y de 7.3% en el de servicios inmobiliarios y de alquiler de bienes muebles e intangibles. De esta manera, el indicador general de servicios tuvo un incremento anual de 1.8%, porcentaje ligeramente mayor al 1.5% del mes previo, pero todavía significativamente inferior al de  los últimos años, ya que después del resultado de enero de este año, es el segundo avance más bajo desde septiembre del 2014.

De acuerdo con el reporte del INEGI, cifras desestacionalizadas muestran que durante marzo la tasa de desocupación continuó con su tendencia descendente al ubicarse en 3.2% como porcentaje de la población económicamente activa, lo que significó su menor nivel desde mayo del 2006. No obstante, la precarización del empleo también se sigue reflejando en la evolución de los indicadores de empleo. En marzo, la tasa de informalidad laboral tuvo un repunte para ubicarse en 56.9%, la más alta en los últimos seis meses. La tasa de subocupación por su parte, representó 7.3% de la población ocupada, seis décimas de punto porcentual por arriba del dato previo.

Durante marzo, la exportación de mercancías se incrementó a una tasa anual de 10.0%, con lo que a pesar de mantener un ritmo de avance de dos dígitos, reflejó una moderación respecto al resultado del mes previo. Esto fue principalmente por el menor dinamismo de las ventas no petroleras, que se elevaron 8.6%, porcentaje inferior en 2.2 puntos porcentuales al dato del mes previo. Por su parte, las importaciones totales crecieron solo 4.5%, es decir, 7.2 puntos por debajo del mes anterior. La adquisición de bienes de consumo aumentó 5.5%, de intermedios 4.5% y de capital 3.4%. Esto permitió que el saldo de la balanza comercial en el mes fuera superavitario en 1,927 millones de dólares.

Estados Unidos 

La National Association of Realtors informó que de acuerdo con cifras ajustadas a tasa anual, durante marzo la venta de casas existentes sumó 5.60 millones, lo que significó un avance de 0.1% respecto al mes previo. Sin embargo, comparado con el mismo mes del año pasado, se observó que la venta de casas existentes fue menor en 1.2%. Por región la venta de casas fue mixta, ya que mientras que en el Noreste y medio oeste aumentó a una tasa mensual de 6.3% y 5.7% respectivamente, en el Sur cayó 0.4% y en el oeste 3.1%. El precio promedio de la vivienda existente durante marzo fue de 250,400 dólares, 5.8% más que el año previo, con lo que fue el 73º mes consecutivo de ganancias anuales. De acuerdo con los especialistas, el inventario limitado y los altos precios están reduciendo la accesibilidad.

Por su parte, el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano señaló que en marzo la venta de casas nuevas, ajustadas a tasa anual, sumó 694 mil, lo que representó un incremento mensual de 4.0%, contrario al pronóstico del mercado que anticipaba una caída de 5.0%. Respecto al año pasado, las ventas aumentaron 8.8%. Por región, las ventas de casas nuevas cayeron a una tasa mensual 54.8% en el noreste y de 2.4% en el medio oeste, en tanto que en el oeste aumentaron 28.3% y en el sur 0.8%. El precio medio de venta de las casas nuevas se ubicó en 337,200 dólares, superando en 4.8% su valor en el mismo mes del año pasado.

De acuerdo con la primera estimación del Departamento de Comercio, durante el primer trimestre del presente año el PIB creció a una tasa anualizada de 2.3%, porcentaje que si bien superó el pronóstico del mercado que anticipaba un avance de 2.1%, reflejó una desaceleración respecto al trimestre previo, cuando se reportó un incremento de 2.9%. En esta primera estimación, la mayor incidencia provino de la inversión fija, que aportó 0.76 puntos. Le siguió el gasto en consumo personal con una aportación de 0.73 puntos, aunque en este caso se debe señalar que este resultado respondió a un crecimiento de 1.1%, después de que un trimestre ante se elevara en 4.0%. El cambio de inventarios generó 0.43 puntos, las exportaciones netas 0.20 punto y el gasto de gobierno también 0.20 puntos.

 

About Redacción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *