sábado , agosto 15 2020
Home / 3 Análisis Financieros / Análisis 31 Agosto, 2017.

Análisis 31 Agosto, 2017.

Informe Trimestral de Banxico del 2T17: una audaz proyección de la inflación. En su informe de inflación del 2° trimestre de 2017, Banxico reiteró su expectativa de que la inflación alcance pront...

Informe Trimestral de Banxico del 2T17: una audaz proyección de la inflación.

En su informe de inflación del 2° trimestre de 2017, Banxico reiteró su expectativa de que la inflación alcance pronto su pico y, lo que es más importante, la convergencia a la meta de inflación tome lugar a un ritmo ligeramente más rápido. El informe muestra un tono optimista; reduce el rango de crecimiento económico de 2017 con un sesgo al alza (a uno de 2.0 a 2.5% en lugar de 1.5 a 2.5% en su informe anterior) y mejora la estimación del rango de crecimiento total del PIB para 2018 a 2.0-3.0% desde 1.7-2.7% antes. En tanto, en el frente de la inflación, Banxico reconoce que los datos recientes todavía muestran una tendencia al alza, ya que la inflación alcanzó 6.59% en la primera mitad de este mes. Sin embargo, sostiene que la tendencia está perdiendo impulso y anticipa una reversión a una tendencia bajista durante el resto de 2017 y su continuación durante el 2018. La innovación en su mensaje es que ahora espera convergencia al objetivo del 3% alrededor del tercer trimestre de 2018 en lugar de hacia el final de ese año, como había comentado en su anterior informe de inflación. Este es un mensaje audaz en una coyuntura en la que el mercado espera ansiosamente un punto de inflexión sobre los datos de inflación anual. 

En este sentido, Banxico destacó el papel de las decisiones políticas pasadas como un factor que ya contribuye favorablemente sobre la trayectoria de la inflación. En particular, el banco central subrayó que este efecto se produce principalmente a través de la inflación subyacente, donde la tasa de crecimiento ya ha disminuido. Después de señalar que la tendencia actual de la inflación aún refleja el impacto de varios choques (es decir, el efecto acumulado de la depreciación del peso desde 2014, la liberalización de los precios de la energía y el aumento del salario mínimo en enero de este año) las decisiones adoptadas desde 2015 han permitido un ajuste ordenado de los precios relativos, asegurando así que las expectativas de inflación a mediano y largo plazos permanezcan ancladas, creando así las condiciones para que la inflación vuelva al objetivo del 3%. 

En general, leemos este informe como la confirmación de que el escenario central de Banxico es que la tasa de política monetaria permanecerá sin cambio por un buen tiempo. Ciertamente, la idea de que la política monetaria ya está teniendo un impacto en las trayectorias de inflación y de que un efecto discernible está a punto de materializarse sería consistente con nuestra expectativa de que no es necesario un ajuste adicional. En tanto, el mensaje de convergencia hacia el objetivo que se produce antes de lo esperado anteriormente debe interpretarse a nuestro juicio como un esfuerzo en la política de comunicación dirigida a intentar influir en las expectativas de inflación en horizontes de tiempo más cortos, en lugar de una señal a posibles condiciones para que entonces un recorte de tasas se materialice. Por lo tanto, reiteramos nuestro escenario de la tasa de política que se mantendrá en su actual nivel de 7% este año y el siguiente.

Te recomendamos leer

Las principales bolsas en el mundo operan con resultados positivos.

Reporte de apertura de mercados  Apertura de Mercados Las principales bolsas en el mundo operan …