jueves , noviembre 21 2019
Home / Economía / Después del terremoto, la desaceleración está ‘a la vuelta de la esquina’, advierte BofAML

Después del terremoto, la desaceleración está ‘a la vuelta de la esquina’, advierte BofAML

La institución financiera ajustó la previsión del Producto Interno Bruto (PIB) de 2.1 a 1.9% para este 2017 y de 1.6 a 1.3% para 2018

Bank of America Merrill Lynch (BofAML) recortó la expectativa de crecimiento para éste y el próximo año, debido a políticas fiscales y monetarias más estrictas, así como a la incertidumbre en torno al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y el efecto los terremotos de septiembre.

La institución financiera ajustó la previsión del Producto Interno Bruto (PIB) de 2.1 a 1.9% para este 2017 y de 1.6 a 1.3% para 2018.

La ‘desaceleración está a la vuelta de la esquina’, advierte Carlos Capistrán, economista en jefe para México y Canadá de BofAML, quien señala que en los pronósticos ya está incorporado el enfriamiento del tercer trimestre de 2017, después de los terremotos, y la esperada aceleración posterior por el gasto de gobierno y la reconstrucción.

“Prevemos una inflación de 6.4% al cierre de 2017, y 3.6% a finales del 2018. Vemos que Banxico se mantenga con una tasa en 7% por el resto del año y que recorte la tasa de interés en 100 puntos base en la segunda mitad del 2018. El TLCAN será una negociación complicada, la cual es probable que se extienda más allá de este año”, considera la institución en sus pronósticos.

El analista señala que el riesgo al alza más importante para su perspectiva de crecimiento es que Estados Unidos continúe con un crecimiento fuerte sin inflación. Por el contrario, el principal  riesgo externo a la baja son las políticas públicas del país vecino y las ventas de autos nuevos en ese país.

Cimbrando a la economía

BofAML estima una contracción en la actividad económica de 2 puntos base durante el tercer trimestre de 2017, como consecuencia de los dos grandes terremotos de septiembre (sobre la tasa  de crecimiento trimestral, anualizada usando datos ajustados por estacionalidad).

El primer terremoto tuvo una magnitud de 8.2 y afectó a los estados de Oaxaca, Tabasco, y Chiapas. Combinados, estos estados representan 6.4% del total del PIB.

El segundo terremoto tuvo una magnitud de 7.1, y afectó a Puebla, la Ciudad de México, Morelos, y el Estado de México, entre otros estados. Estos estados equivalen a un 30% de total del PIB. El impacto en la economía del segundo terremoto es mayor, aunque fue de menor magnitud.

“La contracción en septiembre debido a los terremotos junto con la contracción del IGAE en julio, nos llevó a reducir nuestra expectativa del crecimiento anual del PIB por debajo del 2%”, explica.

Pero después la reconstrucción

«Prevemos un impacto positivo neto en la economía después de los terremotos, tomando en cuenta la reconstrucción y el apoyo», señala el analista.

Explica que el gobierno tiene varios recursos. Uno de ellos es el Fonden (Fondo Nacional para Desastres Naturales), con cerca de 850 millones de dólares disponibles en el 2017 y 2018.

Pero el gobierno también puede utilizar recursos fiscales, a expensas de un menor superávit primario este año y el próximo: «En general, el gobierno podría utilizar 1% del PIB para la reconstrucción y el apoyo a los damnificados, y aun así tendría un superávit primario en ambos años».

«Estimamos que estos recursos tendrán un impacto positivo en la economía durante el último trimestre de 2017 y la primera mitad del 2018», señala.

FP

Te recomendamos leer

Mañana de sismos en CDMX, crecimiento

Sin condiciones para que México logre crecimiento de 4.0%: S&P

La calificadora indicó que se debe a la baja inversión pública y privada y a la intermediación financiera regional