miércoles , septiembre 18 2019
Home / Economía / Recorta Banxico su expectativa de crecimiento para la economía mexicana

Recorta Banxico su expectativa de crecimiento para la economía mexicana

Pronostica una expansión del PIB de 0.8% a 1.8% para 2019, nivel inferior al 1.1%-2.1% estimado antes

El Banco de México (Banxico) recortó su estimado de crecimiento para la economía mexicana a una expansión de entre 0.8 y 1.8% para este año, desde su estimación previa de entre 1.1% y 2.1%. Para 2020, la expectativa de crecimiento del PIB permaneció en un intervalo de entre 1.7 y 2.7%.

De acuerdo con el gobernador del instituto central, Alejandro Díaz de León, la nueva revisión a la baja se debe a una desaceleración “más marcada de lo previsto”, la cual se confirmó durante el primer trimestre del año, cuando presentó una contracción de 0.2 por ciento, respecto al periodo previo.

“El ajuste para 2019 refleja principalmente el hecho de que el desempeño de la economía durante el primer trimestre de 2019 fue menor a lo previsto lo que, como ya se mencionó, se asocia, en parte, a la afectación ocasionada por diversos factores de carácter transitorio”.

Al presentar el “Informe trimestral enero-marzo 2019”, Díaz de León expuso que pese a que para los próximos trimestres se anticipa que la economía mexicana retome una senda de crecimiento -apoyada por las contribuciones positivas de la demanda interna y externa-, el comportamiento reciente de algunos indicadores refleja que “tenemos un entorno marcadamente incierto para la actividad económica”.

“Podría mostrar una desaceleración mayor a la anticipada derivada de una moderación del crecimiento de la economía global en general y de la producción industrial en Estados Unidos en particular”.

Banxico especificó que entre los riesgos internos y externos para la economía están la incertidumbre respecto a la posibilidad de un surgimiento de nuevas disputas comerciales, de un escalamiento de las ya existentes, o de la adopción de mayores medidas proteccionistas a nivel mundial que afecten al crecimiento, la inversión y el comercio globales, así como a los mercados financieros internacionales, en detrimento de la actividad económica en México.

Podrían aumentar además los episodios de volatilidad en los mercados financieros internacionales originados por diversos factores.

Otro riesgo a considerar es una desaceleración mayor a la esperada de la economía y el comercio globales una vez que expiren los estímulos fiscales vigentes en algunas de las principales economías, principalmente la de Estados Unidos, o derivado de una desaceleración mayor a la esperada de la producción industrial en ese país.

A lo anterior se suma que el proceso de ratificación e implementación del acuerdo comercial alcanzado con Estados Unidos y Canadá, el T-MEC, se retrase y genere mayor incertidumbre, afectando a la inversión.

Un riesgo más que podría afectar el crecimiento del PIB es que se observe un deterioro en la calificación de la deuda de Pemex que complique la situación financiera de la empresa, o revisiones a la baja por parte de las agencias calificadoras en las notas crediticias de otras empresas productivas del Estado o en la del país.

Asimismo, la economía estaría siendo afectada si se deteriora el actual ambiente de incertidumbre interna que ha venido afectando a la inversión, y que ello ocasione que diversas empresas pospongan o no lleven a cabo sus planes de inversión o que los consumidores reduzcan su gasto de manera precautoria; o que se presenten nuevas afectaciones a la producción o distribución de bienes y servicios (huelgas o disrupciones a las vías de comunicación o a la distribución de combustibles, así como mayores retrasos en los cruces fronterizos con Estados Unidos).

Previsiones para inflación, al alza

En cuanto a la inflación general, Banxico estima que cierre el año en 3.7 por ciento (3.4% en su pronóstico previo), y que sea hasta el tercer trimestre de 2020 que llegue al objetivo puntual de 3.0% . Para 2021 se estaría manteniendo en este nivel.

«Los pronósticos para la inflación general anual se ajustan ligeramente al alza por mayores previsiones en relación al Informe anterior para los precios de los energéticos derivadas de la dinámica de las referencias internacionales de estos bienes y por los aumentos recientes que ha presentado la inflación subyacente», detalló en su Informe.

El banco central agregó que el entorno actual presenta riesgos de mediano y largo plazos que pudieran afectar la evolución de la inflación, los cuales son:

  • La posibilidad de que la cotización de la moneda nacional se vea presionada por factores externos o internos.
  • Que se observen mayores presiones en los precios de los energéticos o en los productos agropecuarios, especialmente en aquellos en los que los precios internacionales se han visto presionados al alza.
  • Que se presente un escalamiento de medidas proteccionistas y compensatorias a nivel global.
  •  Que se deterioren las finanzas públicas.
  • Que dada la magnitud de los aumentos en el salario mínimo, además de su posible impacto directo, se enfrenta el riesgo de que estos propicien revisiones salariales elevadas en diversos sectores. De hecho, en algunos de ellos estas han rebasado las ganancias en productividad, lo que podría generar presiones de costos, con afectaciones en el empleo formal y contribuyendo a que la inflación subyacente se mantenga elevada, evitando que la ampliación en las condiciones de holgura se traduzca en menores presiones sobre la inflación.
  • La persistencia que ha mostrado la inflación subyacente podría dar lugar a una mayor resistencia de las expectativas de inflación de mediano y largo plazos a disminuir.

 

economía, Banxico

erc

Te recomendamos leer

Conasami evaluará si aumenta el salario mínimo a mitad o a final de año

Aumentos al salario mínimo continuarán a pesar de desaceleración: Conasami

En 2020, el salario mínimo se mantendrá muy por encima del índice de inflación, aseveró el presidente de la Conasami