Todos los Derechos reservados © 2020, Marco Mares

Energía

SCJN acepta a trámite la controversia constitucional de Cofece contra reforma eléctrica

No obstante, el Máximo Tribunal del país negó su suspensión

Publicado

el

hidrógeno, industria eléctrica, Concamin, Cenace cede ante amparos; retira ‘política de confiabilidad’ a 23 centrales eléctricas, Cámara de Comercio, Piechowski, Cofece

La controversia constitucional que promovió la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) en contra de la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica fue aceptada a trámite por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

No obstante, el máximo Tribunal Constitucional del país negó al regulador la suspensión de los cambios impulsados por el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y avalados por el Congreso de la Unión.

“Se admite a trámite la demanda, sin perjuicio de los motivos de improcedencia que puedan advertirse de manera fehaciente al momento de dictar sentencia.

“Se niega la suspensión solicitada por la Comisión Federal de Competencia Económica”, se expuso en una notificación publicada en los estrados electrónicos de la SCJN.

De acuerdo con el ministro ponente, José Fernando Franco González Salas, conceder la suspensión solicitada por el órgano autónomo contra el “Decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley de la Industria Eléctrica”, publicado el 9 de marzo de 2021 en el Diario Oficial de la Federación (DOF) es “inviable”.

La determinación se produce luego de que, el pasado 22 de abril, la Cofece interpuso un recurso de controversia constitucional ante la SCJN contra el decreto que promulga la más reciente reforma a diversos artículos de la Ley de la Industria Eléctrica.

En opinión del órgano antimonopolios, el decreto viola los artículos 25, 27 y 28 constitucionales, los cuales establecen un régimen de competencia entre diferentes empresas participantes en los mercados de generación y suministro de energía eléctrica en el país.

“A juicio de esta autoridad, las medidas contenidas en el decreto son contrarias a la Constitución y eliminan las condiciones necesarias para que exista una dinámica de competencia en el mercado eléctrico, lo que se traduciría en una perturbación en las condiciones de oferta de la electricidad, así como en daños al consumidor y a la economía en general”, aseguró la Cofece en un comunicado.

El organismo autónomo —que dirige Alejandra Palacios Prieto— explicó que la decisión de presentar la controversia constitucional se fundamenta en el hecho de que el decreto referido “afecta a la esfera competencial de la Cofece”, ya que le “impide garantizar la competencia y la libre concurrencia en este sector”.

La mencionada reforma a la Ley de la Industria Eléctrica cambia las reglas del despacho eléctrico, al darle preferencia a las plantas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para distribuir su electricidad en la red nacional, en tanto que las plantas privadas —entre ellas las de energías renovables— tendrán un papel secundario en el despacho.

En su demanda, la Cofece argumenta que la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica contradice el esquema de apertura de mercado y trato no discriminatorio en las redes de distribución y transmisión, en perjuicio de las empresas privadas.

Asimismo, la reforma elimina el criterio de despacho económico de las centrales eléctricas, lo que ofrece “ventajas indebidas” a la CFE y anula la capacidad de competir de otras compañías generadoras de electricidad.

Cofece también argumenta que la reforma diluye la regla de acceso abierto a las redes de electricidad, al introducir negativas de acceso cuando no existen impedimentos o justificaciones legítimas.

Otro cambio relevante es que se permite a los suministradores del servicio básico, específicamente a la CFE, la compra de energía a través de asignaciones directas sin competencia, lo que amplía el régimen legado indefinidamente, cuando originalmente era transitorio.

Como se sabe, la reforma a la Ley de la Industria Eléctrica se encuentra actualmente suspendida indefinidamente por órdenes de un juzgado federal, en lo que resuelve de fondo las solicitudes de amparo de varias empresas privadas que se consideran afectadas por la reforma.

er

Fortuna y Poder

Marco Mares
¿Es la informalidad un obstáculo para obtener crédito para la vivienda?
Banca, ¿palanca de crecimiento?
Publicidad