miércoles , septiembre 30 2020
Home / Gabriela Siller Pagaza / Respecto al Paquete Económico 2021

Respecto al Paquete Económico 2021

Al tratarse del presupuesto del año de la peor crisis económica dio mucho de qué hablar

Gabriela Siller

En la economía de mercado, el gobierno tiene 6 funciones principales: 1) generar el marco legal que protege los derechos de propiedad y procura la competencia, 2) proveer los bienes y servicios públicos, 3) promover la equidad, 4) corregir las externalidades, 5) redistribuir el ingreso y 6) procurar la estabilidad y el crecimiento económico.

El gasto de gobierno fue considerado hasta los 80’s el motor de la economía mexicana. En los 90’s la apertura al comercio internacional dio lugar a que el sector privado tomara mayor relevancia. Los datos de la demanda agregada de México al 2019 muestran que el consumo privado representa aproximadamente 68% del PIB de México, mientras que la acumulación de capital fijo el 17%. El gasto de gobierno representa el 15% y las exportaciones alrededor de 37%. La sumatoria es mayor a 100%, debido a que las importaciones tienen un peso de 37% en el PIB, pero se restan a los demás rubros, pues implican compras en el exterior. Así, el sector privado tiene un peso de aproximadamente 5/6 del PIB de México, pero no hay un solo agente económico que compita con lo que el gobierno puede hacer, ni en sus funciones, ni en el peso que el gasto público representa en la economía.

La semana pasada se publicó el Paquete Económico 2021 y al tratarse de un presupuesto del año de la peor crisis económica desde la Gran Depresión dio mucho de qué hablar. Desde el punto de vista económico se dieron opiniones que podrían clasificarse en: 1) papel del gobierno en la economía ante la crisis actual y 2) criterios de política económica (proyecciones).

Papel del Gobierno en la Economía

Debido a que se vive una fuerte crisis, se esperan menores ingresos, ante esto el Paquete Económico contempla la austeridad, como medida de protección contra el endeudamiento público que pueda llevar a una crisis de crédito con recortes en la calificación crediticia, aumentos en el tipo de cambio y posibles distorsiones sobre la economía por el mayor déficit fiscal. Suena lógico. No obstante, esta austeridad fue prioridad como medida de estabilidad macroeconómica, inclusive sobre la procuración de un mayor crecimiento económico.

Cabe destacar que existen solo dos tipos de política económica: la fiscal y la monetaria. En México la política monetaria es llevada a cabo por Banco de México que es autónomo y que tiene como objetivo primordial el mantener el poder adquisitivo de la moneda bajo un esquema de inflación de 3%. Así, a Banxico no le compete directamente el crecimiento económico, por lo que las políticas públicas que propicien un mayor crecimiento deberían darse del lado fiscal: en el gasto público o en los impuestos. De aquí surge la idea de que el Paquete Económico 2021 era el medio ideal para propiciar una recuperación económica más rápida. Este pensamiento toma como referencia a la Gran Depresión, en la cual Estados Unidos pudo recuperarse hasta que aplicó una política fiscal contracíclica para generar la “chispa” de crecimiento necesaria para volver a encender la maquinaria que representa el flujo sincronizado de la actividad económica. A pesar de que la demanda interna está comprendida en mayor medida por el sector privado (consumo privado e inversión fija), ninguno de los agentes económicos (hogares y empresas) tienen tanto peso por sí solos como el gobierno para actuar y propiciar mayor crecimiento. Además, los hogares y las empresas ante la incertidumbre por la actividad económica y la pandemia han mostrado cautela, lo cual frena la actividad económica. Aún y cuando los hogares y empresas decidieran generar un mayor crecimiento vía mayor gasto, está la idea de ser demasiado pequeños para propiciar un cambio significativo y terminar en una situación de riesgo de la cual no se espera obtengan un rescate.

Otro punto a considerar es que la economía funciona a base de confianza, en un flujo sincronizado. Si se da un choque externo, se congela la actividad económica, y aun cuando se crecerá de manera paulatina, la recuperación de la confianza y de la sincronización pre choque puede darse más rápidamente si hay una chispa, que generalmente se enciende mediante el gasto público, ya sea redireccionando recursos inicialmente proyectados en otros rubros o bien con mayor gasto generado temporalmente para hacer frente a la crisis.

Cabe destacar que el Paquete Económico 2021 fue tomado de manera positiva por los inversionistas a nivel internacional, precisamente por no endeudar más al país, pero esto no implica que propiciará una recuperación más rápida.

Criterios de Política Económica

Al interior del Paquete Económico está la sección de los Criterios de Política Económica en donde se incluyen los supuestos que se tomaron en cuenta para realizar el presupuesto. También en este punto hay opiniones encontradas de analistas económicos y la diferencia destaca en que al hacer una proyección se asume el famoso “ceteris paribus” es decir todo lo demás constante y actualmente no hay muchas cosas que permanezcan constantes.

El Covid-19 es algo sin precedente cercano, lo cual dificulta la aplicación estadística en las proyecciones económicas. Así, el crecimiento del PIB de 4.6% proyectado por la SHCP por “rebote técnico” tras caer 8% este año, fue considerado por algunos como optimista. En México, la encuesta publicada por Banxico a especialistas del sector privado estima que México caerá este año alrededor de 10% y que el siguiente año mostrará un efecto rebote alrededor de 3.0%. Finalmente, el FMI estima que México caerá este año 10.5% y que crecerá el siguiente a una tasa de 3.3%.

También está el precio y producción petrolera, en donde el Paquete Económico 2021 asume un precio para la mezcla mexicana de 42 dólares por barril y un incremento en la producción de crudo de 6%. Así, los ingresos petroleros, subirían 13% en el 2021.

Con esto, existe la posibilidad de que no se alcancen los criterios de política económica y que se abra un hueco en el presupuesto. Dado el carácter austero del Paquete Económico y la política de no endeudamiento, hace pensar en la posibilidad de recortes en el gasto público en la segunda mitad del 2021 para cumplir con la meta propuesta en la razón de endeudamiento a PIB.

 

Gabriela Siller Pagaza, PhD

[email protected]

Sígueme en Twitter @GabySillerP

@Banco_Base

 

Te recomendamos leer

Gabriela Siller

Efecto Rebote, ¿suficiente para resarcir las caídas del segundo trimestre?

En el segundo trimestre la economía mexicana fue de las más afectadas a nivel global. Veremos cómo sale el llamado “efecto rebote”