Todos los Derechos reservados © 2020, Marco Mares

Noticias

Trabajadores de GM en Silao votarán contrato colectivo antes del 20 de agosto

Deberán generarse las condiciones para que los empleados elijan de forma personal, libre y secreta

Publicado

el

General Motors México / Planta Ramos Arizpe, GM

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social de México (STPS) señaló que notificó al sindicato “Miguel Trujillo López” y a la empresa General Motors (GM) que los trabajadores de la planta automotriz de Silao, Guanajuato, votarán nuevamente su contrato colectivo (CCT). La nueva consulta deberá llevarse a cabo antes del 20 de agosto.

En un comunicado, la dependencia precisó que la reposición de la consulta se realizará luego de que fuera anulado el ejercicio del pasado 20 y 21 de abril, tras acreditarse “irregularidades graves que afectaron el desarrollo de la consulta y los resultados de la votación”.

“Este acuerdo se toma derivado de la solicitud del propio Sindicato de ampliar el plazo para reponer la consulta, producto de impedimentos operativos y técnicos que dificultan que la mayoría de las y los trabajadores participen en la votación”, indicó la Secretaría del Trabajo.

La dependencia añadió que la nueva consulta deberá llevarse a cabo en condiciones de seguridad y accesibilidad para que las y los trabajadores voten de forma personal, libre, directa y secreta, sin coacción ni intimidación de ningún tipo.

Asimismo, apercibió al Sindicato que, en caso de incumplir, el contrato colectivo se dará por terminado, conservando en beneficio de las y los trabajadores las prestaciones y condiciones de trabajo reconocidos en el mismo.

En mayo pasado, Israel Cervantes, representante de la organización sindical Generando Movimiento, denunció que durante el ejercicio de abril, la empresa se entrometió, “cosa que ha hecho desde hace años”, pero esta vez, “hasta condicionó a los trabajadores” a votar a favor para no perder sus derechos, y por medio a represalias muchos así lo hicieron.

Cervantes mencionó que hicieron del conocimiento a la Secretaría del Trabajo, pero ésta no los había apoyado aún.

En ese sentido, apuntó que veían mayor interés por parte de supervisores de Estados Unidos y Canadá, quienes habían expresado su disposición para vigilar la siguiente votación en la planta de Silao.

“Ellos ya solicitaron al gobierno su participación como supervisores. También se está pensando en que la (Organización Internacional del Trabajo) OIT pueda venir como supervisora externa”.

Por su parte, Sergio Contreras, miembro del organismo sindical, apuntó que en los últimos 11 años, “siempre hemos sido obligados a firmar un contrato en contra de la voluntad de los empleados”.

“Ahora que podemos votar por un ‘no’ para ese contrato de trabajo colectivo que realmente beneficia al sindicato como a la empresa, es nuestra oportunidad de hacer las cosas para alcanzar un bienestar para los empleados”, dijo.

er

 

Fortuna y Poder

Marco Mares
¿Es la informalidad un obstáculo para obtener crédito para la vivienda?
Sistema de Transferencia y Pagos. Optimiza el tiempo de tu empresa.
Publicidad