Todos los Derechos reservados © 2020, Marco Mares

Organismos

Contribuyentes no tienen que cambiar resultados fiscales para satisfacer al SAT: CCE

El CCE respondió a la invitación del SAT para que las empresas revisen sus pagos de ISR

Publicado

el

Empresas no tienen que cambiar resultados fiscales para satisfacer al SAT: CCE

La iniciativa privada respondió con firmeza a la invitación del Servicio de Administración Tributaria (SAT) para que revisen las tasas que han pagado por ISR en ejercicios fiscales pasados.

La IP, a través del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), respondió a la propuesta del SAT y a la publicación de tasas efectivas de cobro de ISR hecha el domingo pasado.

“Los contribuyentes no tienen la obligación de ajustar su resultado fiscal a los parámetros que dio a conocer la autoridad fiscal”, declaró el CCE en un desplegado.

El 13 de junio, el SAT publicó las tasas de cobro de ISR correspondientes a algunas de las industrias más prolíficas del del país: la minería, las industrias manufactureras, el comercio al por mayor y al por menor y servicios financieros y de seguros.

Junto a las tasas de cobro, el órgano recaudador hizo un llamado para que las empresas revisen si sus declaraciones durante ejercicios fiscales previos se encuentran dentro de los parámetros listados a fin de “minimizar la posibilidad del inicio de revisiones profundas orientadas a corroborar el correcto cumplimiento de sus obligaciones fiscales”.

La relación entre el SAT y la IP no ha sido, históricamente, la más tersa, pero los humos parecen haberse calentado en los últimos tres años.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) llegó a Palacio Nacional con la promesa de expandir programas sociales y levantar varios proyectos de infraestructura a la vez que aseguró que no habría aumento ni creación de impuestos. Para cubrir las deficiencias fiscales de la federación, encomendó al SAT una campaña de recaudación agresiva y enfocada en los grandes contribuyentes del país.

La campaña se intensificó con la llegada de Raquel Buenrostro Sánchez a la jefatura del órgano recaudador. Desde entonces, algunas de las compañías más grandes en el país (IBM, Femsa, Walmex y otras) han tenido que llegar a acuerdos de pago para ponerse al corriente con el fisco.

La federación prepara una reforma fiscal que lleva cocinándose desde que inició el sexenio. Buenrostro Sánchez aclaró, no obstante, que será más administrativa que tributaria. Facilitaría trámites y abriría brechas en el laberinto burocrático del fisco. Mientras tanto, la campaña de recaudación a grandes contribuyentes y el combate a la evasión fiscal seguirán.

Te puede interesar: Reforma fiscal aportará unos 200,000 mdp extra a la recaudación: SAT

cach

Fortuna y Poder

Marco Mares
¿Es la informalidad un obstáculo para obtener crédito para la vivienda?
Sistema de Transferencia y Pagos. Optimiza el tiempo de tu empresa.
Publicidad